Salir del surco al labrar la tierra.

«A través de la vida de un rascacielos es posible describir el núcleo de una sociedad despiadada y desierta, donde las personas viven en dormitorios públicos y donde el exterior es tan hostil que quien puede no sale nunca de casa, delegando las necesidades cotidianas a auxiliares. El placer se busca únicamente en los viajes de la imaginación, en huidas mentales estimuladas por drogas.»

Viaggio al termine della città, Leonardo Lippolis, 2009

Este proyecto surge bajo la necesidad de recuperar una relación más directa y primitiva con la realidad circundante, donde nuestras propias experiencias se convierten en mercancía y en la que la existencia se encuentra entremezclada con los objetos de consumo y la publicidad.

El abandono del sujeto y el debilitamiento de los principios quieren decirnos cosas tanto en el plano ético como en el estético, siendo conscientes de una distopía catastrófica en curso, en la que las ruinas contemporáneas producidas por el capital global es el símbolo de un apocalipsis inminente. Ruinas producidas no por el paso del tiempo sino por el hombre.

El interés de Lagata es llevar a cabo una puesta en escena, un environment en el que tienen cabida varios trabajos realizados en el último curso y en proceso. Con el objetivo de generar una reflexión sobre la artificialidad y la mediatización de la vida
cotidiana, a partir de la construcción de una imagen del hogar, en un contexto post-mediático como el que vivimos.

Christian Lagata. Seleccionado en A SECAS. Artistas Andaluces de Ahora, CAAC, en el XIX CALL de Luis Adelantado Valencia y ganador de una de las becas de producción Iniciarte 2015. Ha sido finalista del Premi Miquel Casablancas 2018, de la segunda edición del 20º FotoPres La Caixa y de PhotoEspaña 2016 “Mejor libro de fotografía nacional”.