Los clips catfish utilizan la forma de un viaje, en los que se representa un análisis de una realidad vivida por dos chicas, dentro de un supuesto revisitamiento al lugar de los hechos. Sobre este patín estético se enuncia este trabajo. Físicamente se describen o comentan lugares intermedios, o simplemente marginados de lo que se considera “visitable” -Esculturas fallidas “Valentin”, atrevimientos públicos descomunales “Mari”, Mubles “Like dolphins” o lugares al límite de nacer o morir “Mermelade”o “consulate of Pakistan- son materia de la mirada catfish. Las imágenes son comentadas a posteriori por dos chicas, que irán creando un doble viaje entre lo que se muestra -capa real o mesa de luz- y sus propias personalidades que descubrimos en sus apreciaciones – cámara de voz.