Mi mano sosteniendo objetos para recordarlos, nombrándolos mediante la imagen.
Mi mano tapándome la cara, dorso, palma. Una polaroid ampliada, convertida en un objeto blando. La forma de mis brazos: uno estirado sosteniendo la cámara, con el pulgar liberado para pulsar el disparador, el otro encogido para taparme la cara. Me recuerda a otra forma de mis brazos: la de uno estirado sujetando una foto y el otro encogido para alejar la cámara lo suficiente. Me recuerda a otra forma de mis brazos: la de fingir que sostengo una cámara con la que me hago una foto a mi propia mano.

Rocío Agudo (Zaragoza, 1996). Máster en Arte Contemporáneo Tecnológico y Performativo (UPV/EHU, 2020), Licence 3 en Arts Plastiques (Université Rennes 2, 2016) y Grado en Bellas Artes (Universidad de Zaragoza, 2018); también se ha formado en JAI, Instituto de prácticas artísticas (Tabakalera, 2020). Ha realizado residencias en CentroCentro (Madrid), Center for Basque Studies (University of Nevada, EEUU) y Etopía (Zaragoza). Ha expuesto de manera individual en el Centro Cultural Montehermoso (Gasteiz) y de manera colectiva en el IAACC Pablo Serrano (Zaragoza) y en Artium (Gasteiz), entre otros.