El 31 de octubre de 2019 BilbaoArte recibe al ensayista, novelista, crítico y guionista Antonio Altarriba para ofrecer la conferencia de clausura del seminario «Tintín abierto». El encuentro comenzará a las 19:30 en el Art House Zinema, con entrada libre hasta completar el aforo.

Sobre Antonio Altarriba

Nací en Zaragoza en 1952 y siempre he vivido entre absorto y abducido por la ficción.

De niño leía con pasión todo tipo de narraciones pero, más que leerlas, me gustaba inventarlas. Pasaba horas dibujando batallas o urdiendo intrigas para la docena de indios que componían mi arsenal de juguetes. Me bastaba abrir el Atlas (Salinas, edición de 1958) para imaginar los más extraordinarios viajes o las más rocambolescas aventuras.

También disfrutaba contando historias a mi amigo Antonio Sarrablo. Íbamos y volvíamos juntos de clase y yo me las arreglaba para que la acción alcanzara su punto culminante al llegar al portal de casa. Así me aseguraba de que, al día siguiente, Sarrablo, aunque sólo fuera para conocer la continuación, vendría a buscarme. Aún recuerdo algunos de los episodios de aquel relato interminable (probablemente de 1963 a 1966) y la atención extasiada de mi amigo. Eran historias inspiradas en tebeos, películas, seriales radiofónicos, novelas de aventuras y contadas desde la erupción hormonal. Esa manera de iniciarme en el arte de narrar me dejó claro desde un principio que, al igual que tantos otros, escribo para que me quieran o, al menos, para que me acompañen al colegio.

Lo de menos para mí ha sido la forma de contar. Y no es que no me importe el medio, pero me gusta cambiar. Encauzo la imaginación por canales distintos y la vierto en viñetas, fotos o palabras. Así varío y me hago la ilusión de que no escribo siempre la misma historia. Creo que diversidad y diversión van de la mano y no sólo en la etimología.

Como guionista

Mi trabajo como guionista es consecuencia de una incapacidad, quizá de un desequilibrio entre la cabeza y las manos. No sé realizar las imágenes que me vienen a la mente. Soy un minusválido de la plástica y, para compensarlo, busco dibujantes, fotógrafos, pintores… Tengo que agradecerles que hayan dado forma y color, expresión y sentido a mis guiones. Sin ellos mis historias seguirían siendo sueños. Dependo muy estrechamente de mis realizadores porque, en mi caso, los argumentos suelen surgir de imágenes. Hasta los relatos literarios contienen situaciones muy visuales. Y no sé si imagino porque soy miope o soy miope porque imagino. Llevo gafas desde niño y padezco una “miopía magna” que se agrava con la edad. Vivo cada vez más de las imágenes de mi cabeza porque las que me suministran los ojos se difuminan progresivamente. Ignoro cómo funciona este circuito que, sin duda, se retroalimenta. ¿Me refugio en la imaginación porque veo cada vez peor o, al vivir ajeno al mundo, se me apaga la vista?

Quizá todo se explique por mi relación con los tebeos, un medio eminentemente visual. Aprendí a leer en sus páginas y hasta los catorce años me nutrí casi en exclusiva de sus historias. Luego me aparté de esas lecturas, pero tuve la suerte de vivir en Francia entre 1973 y 1975, cuando la historieta francófona experimentaba un cambio trascendental que la iba a convertir en un medio artístico.  Y me reincorporé al mundo de las viñetas con la misma fascinación que experimentaba de niño. A partir de 1977 empecé a escribir guiones convencido de que exploraba un territorio lleno de posibilidades.

Treinta años después, sigo explorando.

Bibliografía de Antonio Altarriba

Historietas

Ensayo

  • Comicsarías. Ensayo sobre una década de historieta española (1977-1987) (Promociones y publicaciones universitarias, 1987) Con Antoni Remesar.
  • Sobre literatura potencial (Universidad del País Vasco, 1987)
  • Contra corriente (Zaragoza, 2000) Recopilación de artículos periodísticos
  • La España del tebeo. La historieta española de 1940 a 2000 (Espasa Calpe, 2001)
  • Los tebeos de la transición (Fundación Antonio Pérez, 2008)
  • La paradoja del libertino (Ediciones Liceus, 2008)

Novela

  • El filo de la luna (Ikusager, 1993)
  • Cuerpos entretejidos Relatos eróticos (Tusquets, 1996) Finalista en el XVIII premio «Sonrisa vertical».
  • Contratiempo Relatos (Papeles de Zarabanda, 1996)
  • La memoria de la nieve (Espasa y Calpe, 2002) Premio Euskadi 2003 de literatura.
  • Maravilla en el país de las Alicias (Tusquets, 2010)